Sal de jamón. Una receta muy salada

Vamos a enseñarte de una manera sencilla cómo hacer sal de jamón serrano. Se trata, más que de una receta, de un ingrediente con el que podemos aromatizar muchos platos. Cualquiera de nosotros somos capaces de hacerlo con unos restos de jamón y muy poco tiempo. Fácil y rápido.

Cómo hacer sal de jamón microondas

Por supuesto, también podemos elaborar sal de jamón ibérico, aunque en este caso quizás no merezca la pena, mejor prepararse una tapita, ¿no crees? Si alguna vez te sale algún jamón salado, no lo tires, úsalo para hacer esta curiosa receta.

El fundamento consiste en quitar al jamón el agua y la grasa para posteriormente picarlo. Es por ello que necesitarás papel vegetal para cubrir, ya que éste es el que absorbe tanto el agua como la grasa.

Puedes hacer la sal de jamón en horno, en microondas o incluso en la Thermomix, a tu elección. Los ingredientes son los mismos en cualquier caso.

 

Ingredientes para hacer sal de jamón

200 gr. de jamón serrano sin grasa y cortado en tiras. Puedes hacerlo con la cantidad que quieras, ya que se conserva perfectamente durante un tiempo. Nos servirá con usar los pequeños retales sobrantes que nos quedan al cortar el jamón u otros restos como lonchas que no han quedado bien cortadas.

Creemos que, como el jamón es suficientemente salado, no hace falta añadir más sal. No obstante, en algunas ocasiones puedes echar un poco de sal, sólo si después de haber probado crees que hace falta.

 

Materiales

  • Papel de cocina vegetal, que se puede reutilizar varias veces. Lo puedes encontrar en cualquier supermercado.
  • Bandeja de horno o plato para microondas, según el método que elijas.
  • Mortero, picadora o Thermomix.
 

Sal de jamón al horno

  • Cubrimos una bandeja de horno con papel de cocina vegetal, que quizás conozcas como papel de horno o sulfurizado.
  • Sobre ella ponemos los trozos de jamón a los que les hemos quitado la grasa sin superponerlos, bien extendidos.
  • Tapamos con otra hoja del mismo papel y colocamos un peso encima para que queden bajo presión.
    Una vez hemos pre-calentado el horno a 200º lo dejamos 15-20 minutos, hasta que el jamón quede crujiente. Ponemos el horno en modo ventilador y si no lo tiene, con calor desde arriba.
  • Dejamos enfriar el jamón durante unos minutos, lo echamos en el mortero y lo trituramos hasta que se formen escamas o hasta conseguir el tamaño de grano deseado.
Sal de jamón al horno
 

Sal de jamón en el microondas

  • Cubrimos un plato llano con papel vegetal.
  • Colocamos las lonchas de jamón serrano sin grasa sobre el mismo, sin superponerlas.
  • Tapamos el plato con otra hoja del mismo papel y ponemos otro plato encima como peso.
  • En el microondas estarán durante 3-4 minutos a máxima potencia. No te pases, a ver si se van a quemar.
  • Después de unos minutos, una vez que el jamón se haya enfriado, lo introducimos en el mortero y lo machacamos hasta que quede fino.
 

Sal de jamón en Thermomix

  • Necesitamos los trocitos de jamón frío y crujiente que hemos obtenido en el horno o en el microondas, según hemos explicado.
  • Los echamos en el vaso de la Thermomix u otro robot de cocina.
  • Pulverizamos en posición vaso cerrado con tres golpes de turbo y listo.
Sal de jamón Thermomix
 

Conservación

Puedes conservar durante unos meses la sal de jamón en un recipiente cerrado de cristal. Ya sabes, la sal es un conservador y además el producto está deshidratado.

 

Con qué combina

La sal de jamón puede completar un aperitivo perfectamente. Su sabor a jamón, textura crujiente y vivo color nos sorprenderá a la vista, pero más aún cuando la probamos.

Podemos condimentar o aderezar con ella otras recetas como ensaladas y cremas, platos de setas, carnes blancas, pescado, pasta, melón con jamón, verduras rehogadas, guisantes con jamón rehogados, huevos fritos, etc.

 

Vídeo escamas de jamón

En este vídeo verás que es muy sencillo hacer las escamas o sal de jamón. Te recomiendo que le eches un vistazo.

 

Otras recetas también hechas con jamón

Vuelve a la categoría de RECETAS CON JAMÓN o pincha directamente en la imagen de cualquier plato que te interese.

 

¿Qué te ha parecido receta tan fácil? Si la haces, cuéntanos por favor los resultados abajo, en comentarios. Y si te ha gustado, has aprendido algo y lo compartes  en redes sociales, la próxima tapa de jamón me la tomo a tu salud.

5/5 (2 Reviews)
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest

Share This